¿Por qué hay que tomar más agua en el verano?

El agua es el componente más importante del cuerpo, fundamental para regular el bienestar y la salud. Sobre todo en esta época del año ¡que no te falte!

El agua constituye más del 60% del organismo, es el componente más importante del cuerpo humano: el cerebro se compone de un 75% de agua, la sangre de un 83%, la masa muscular de un 75% y el sistema óseo de un 22%. En resumen, casi todos los tejidos y órganos se componen principalmente de agua.

No sólo es la bebida más saludable del mundo sino que también es vital. Se encarga de transportar oxígeno y nutrientes a las células, hidratar el aire en los pulmones, incrementar la actividad metabólica, proteger y estimular la absorción de nutrientes en los órganos vitales, regular la temperatura corporal y desintoxicar el organismo.

Cuando hace calor, el cuerpo naturalmente utiliza recursos para tratar de adaptarse a las condiciones del entorno, en este caso a través de la transpiración logra regular la temperatura corporal. Cada una de las células necesita agua para cumplir sus funciones y si no tienen suficiente, pueden comenzar a aparecer problemas de salud.

A continuación se enumeran las razones por las que se aconseja beber 2 litros diarios de agua  (aproximadamente 8 vasos):

- Mantiene el balance de los fluidos corporales. Los fluidos corporales (60% agua) se encargan, nada menos que de la digestión, la absorción, la circulación sanguínea, la creación de saliva, el transporte de los nutrientes a las células y la regulación de la temperatura corporal.

- Controla las calorías. Es bueno para adelgazar, pero no por tener una propiedad mágica sino porque ayuda a recortar las calorías que ingerimos. Si se reemplazan las gaseosas por agua, por ejemplo, se estarán consumiendo muchísimas menos calorías. Y si se bebe bastante agua durante el día se genera la sensación de satisfacción, y entonces se reduce el hambre antes de cada comida y por ello se come menor cantidad.

- Energiza a los músculos. Ante la deshidratación, es decir, cuando no se ingiere la cantidad suficiente de agua, las células se debilitan. Esto provoca cansancio, fatiga y debilitamiento. Por esto beber agua es muy importante al hacer ejercicio ya que  es un constituyentes  que ayuda a trabajar a los músculos.

- Menos calambres y esguinces. El agua lubrica las articulaciones y los músculos por lo que es menos probable sufrir calambres, esguinces y lastimaduras.

- Mejora la salud de la piel. La piel se compone de agua, en gran medida, ante la deshidratación luce seca, irritada y áspera. Bebiendo agua, en cambio, se siente y se ve mucho más saludable, luminosa, atractiva y joven.

- Purifica el organismo. Otra de sus funciones es la de eliminar los desechos del organismo. Los encargados de limpiar y liberar las toxinas del cuerpo son los riñones a través de la orina. Si no se bebe agua, se orina poco y por tanto se dificulta la purificación del organismo.

- Ayuda al funcionamiento del aparato digestivo. Consumir agua es fundamental para que los intestinos funcionen correctamente y así prevenir el estreñimiento.

- Alivia el dolor de cabeza. Una de las causas de la jaqueca es la deshidratación, puede evitarse a partir de un consumo importante de agua.

- Mejora la concentración. El 75% del cerebro está compuesto por agua. Una buena hidratación es importantísima para que funcione correctamente: mantenerse en alerta, pensar mejor e incrementar la capacidad de concentración.

- Ayuda a aliviar síntomas gripales y otros. Beber agua con limón es un remedio para las enfermedades en las vías respiratorias, problemas intestinales, el reumatismo y la artritis. El agua con limón también protege al sistema inmunológico y lo fortalece frente a la gripe y los resfriados.

- Reduce los riesgos de cáncer. Fortalece el aparato digestivo y algunos estudios demuestran que ayuda a prevenir el cáncer de vejiga y colon.

¿No tomás la cantidad de agua que tu cuerpo necesita? Si la piel está seca, la orina es demasiado oscura, sensación de mucha hambre y sed, y cansancio extremo, es porque el cuerpo está deshidratado y se debe prestar suma atención a estas señales para remediarlas. Tan simple como tomar agua.

 

Fuente: imujer.com